Relato cornudo: Por el bien de la empresa.

Sandra y su marido Alberto tienen una empresa en Santander dedicada a la fabricación de complementos de moda. Con la crisis, el negocio iba cuesta abajo ya que los pedidos habían caído drásticamente. Cuando ya estaban a punto de tirar la toalla, un cliente se puso en contacto con ellos para negociar un pedido que podría ser su salvación. Varias semanas después, quedaban los últimos flecos de la negociación, el cliente solicitó visitar las instalaciones de la fábrica y si le gustaba lo que veía, firmaría el contrato. Ya daban por seguro que conseguirían el pedido.

Después de la visita fueron a un restaurante y durante la comida empezaron a charlar sobre los flecos, ya casi al final, Sandra sintió que un pie desnudo tocaba sus piernas. Ella intentó apartar la pierna, pero el pie seguía subiendo hasta que se metió entre sus muslos. Miró a su marido por si se daba cuenta de algo, pero él estaba charlando amigablemente con Luis, sin percatarse de nada. Sandra metió la mano debajo del mantel, y agarro el pie para que no subiera más. El la miro y la sonrió. Continuar leyendo “Relato cornudo: Por el bien de la empresa.”

El gueto

Una mujer caliente y cachonda discute con su pareja y debe volver a casa caminando. Para llegar allí debe introducirse por un gueto donde le pasarán cosas increíbles y acabará convirtiéndose en la puta de los negros del lugar.

Continuar leyendo “El gueto”

Relato cornudo: Siento celos, siento miedo.

Aquella tarde fue demasiado para mi cuerpo. Nunca podré olvidarla. Fue el principio de mi ocaso. Frío, cielo nublado y algún que otro chispazo de agua, no invitaban precisamente a salir a la calle.

             Luisa había llegado aquel viernes un poco enfadada. Mi mujer dejaba bien a las claras cuando estaba molesta por algo y, en esa ocasión, había motivos suficientes. El motivo no era otro que tener que trabajar el sábado. El siguiente lunes, su empresa sería sometida a una auditoría. Sus jefes habían reclamado su ayuda para que dejara ordenada cierta documentación imprescindible para los auditores. Evidentemente, cobraría la jornada extra a parte de su salario, pero aún así, se mostraba molesta…y yo diría que un tanto nerviosa.

Continuar leyendo “Relato cornudo: Siento celos, siento miedo.”

El Gigoló

Una pareja cuckold acude a los servicios de un Gigoló negro para que éste sacie el apetito sexual de la hotwife con sexo duro. Justamente lo que necesita su esposa. El cornudo se sienta en el sofá y observa con detalle como se debe follar a una mujer como su esposa.

Continuar leyendo “El Gigoló”